Quiénes somos | Contactar

Cuándo contratar a cada proveedor para la boda | Con Valeria Vassallo

No hay nada más emocionante que empezar a organizar nuestra boda. Empezamos a pensar en sitios de celebración, en estilos de decoración, en vestidos, en la lista de invitados…y de repente nos damos cuenta que estamos perdidos con todo lo que hay que hacer. ¿Por dónde empiezo? ¿En qué momento debo contratar a cada proveedor para la boda? ¿A qué proveedores contrato primero? Toda la emoción del momento se convierte, de golpe, en un mar de dudas. No pasa nada, es normal, ¡nos ha pasado a todas! En el post de hoy encontrarás las fechas estimadas con las que es recomendable contratar a los proveedores imprescindibles para que la boda pueda desarrollarse con éxito. Por supuesto que las necesidades de cada pareja serán diferentes según su boda.

Fotografías de Jose Botella y vestido de Otaduy.

Consejos para saber cuándo debo contratar a cada proveedor

Aunque cada pareja organiza su boda con diferente tiempo de antelación, hay quienes comienzan dos años antes y los que, por diversos motivos, disponen solo de tres meses. En este post vamos a suponer que contamos con 12 meses y ya tenemos decidido si la boda será religiosa o civil, la fecha, el presupuesto, y el número de invitados. Estos cuatro puntos son indispensables conocer antes de empezar la búsqueda y la contratación de cada proveedor.

12 meses de antelación

Tu Wedding Planner, ella o él será la persona encargada de guiarte en todo este proceso y asesorarte sobre los mejores proveedores a contratar según el estilo de boda y presupuesto con el que contáis.

El sitio del banquete: este proveedor dependerá del estilo que queramos dar a nuestra boda y de la cantidad de invitados. Puede ser una finca, un restaurante, un hotel una casa rural, etc. Una vez contratado sabremos los proveedores que ya están o no incluidos, como ser: el catering, el DJ, carpa, mobiliario, etc.

El fotógrafo: Es aconsejable reservar el fotógrafo con tiempo ya que hay algunos muy demandados quienes debemos reservar con meses de antelación.

Fotografía de Gypsy Westgood Photography.

12-9 meses de antelación

El vestido de novia: asegúrate empezar con tiempo su búsqueda, ya que muchas veces no lo encontramos a la primera y, además, debemos tener en cuenta su tiempo de diseño, confección y las respectivas pruebas. Visita los diseñadores o ateliers que sabes que tienen tu estilo, así no perderás tiempo y evitarás mareos.

El catering: si tenemos que buscar el catering por nuestra cuenta, ya que no viene incluido en el sitio donde se realizará el banquete, es aconsejable hacerlo con 12 -9 meses de antelación, ya que, al igual que los fotógrafos, los mejores catering suelen estar reservados con bastante antelación.

Maestro de ceremonias: Si os casáis por civil, pero les gusta la idea de realizar una ceremonia “simbólica” el mismo día de la celebración, necesitaréis contar con un maestro de ceremonias para que pueda llevarla adelante. Muchas parejas delegan esta tarea en algún familiar o amigo. Yo siempre recomiendo que, en caso de no estar seguros de que esa persona sabrá estar a la altura de la situación, lo mejor es curarse en salud y contratar a un profesional. La ceremonia es uno de los momentos más importantes de todo el evento.

Vestido de Raquel de las Cuevas.

9 y 6 meses de antelación

Decoración: hoy en día la decoración de las bodas ha pasado a ser uno de los temas centrales, por lo que recomiendo buscar con tiempo a la empresa que se encargará de la decoración en general, incluyendo el mobiliario necesario para todo el evento, en caso de que el sitio del banquete no disponga del mismo.

Floristería: si la empresa de decoración no se encarga también de las flores, es necesario buscar y reservar una floristería que se encargue, además, del ramo de la novia y los prendidos.

Ramo de Flores de oh!Canela.

Iluminación: si la boda es por la noche, la iluminación no puede faltar, esta permitirá dar un toque mágico al evento. Por lo general suele encargarse la misma empresa que se dedica a la decoración, pero, si no es así, es necesario contratar a profesionales en este tema.

DJ: en mi opinión el DJ es una de las piezas claves, ya que será el encargado de poner la ¨banda sonora de tu boda”. No lo dejes para último momento y asegúrate, si tiene que llevar todo el equipo de sonido, que sea de calidad y lo suficientemente potente para el espacio a cubrir y la cantidad de invitados.

Contratar al grupo de música o animación: este proveedor, aunque no es crucial para el buen desempeño de una boda, puede ayudarte a conseguir un toque distintivo y personal a tu gran día, siempre y cuando sea acorde al estilo de boda que estás creando.

 

Fotografía de Keisy and Rocky.

6-4 meses de antelación

Invitaciones: Comenzar a diseñar o a escoger el modelo de invitaciones para poder enviarlas con tres meses de antelación, aproximadamente.

Luna de miel: Definir y contratar la luna de miel.

Maquillaje y peluquería: reservar a los profesionales que se encargarán de vuestro maquillaje y peluquería.

Bus: Si vais a contratar autobuses para facilitarle a los invitados llegar al sitio y volver a casa sin necesidad de conducir, este es un buen momento para hacerlo.

El traje del novio y sus accesorios: hay quienes lo alquilan, quienes lo diseñan a medida y quienes lo compran ya confeccionado, sea cual sea el caso, nunca dejarlo para última hora.

Comprar o encargar los accesorios de la novia.

Comprar las alianzas.

Fotografía de Ster y Nico.

En mi opinión, a partir del tercer mes anterior a la boda, ya tendríamos que tener a todos nuestros proveedores seleccionados. Y no creáis entonces que aquí acaba todo el trabajo. Aún nos quedan muchas cosas por hacer: las pruebas del vestido, del maquillaje, del peinado, escribir los votos matrimoniales, seleccionar toda la música, determinar el guion de la ceremonia, enviar las invitaciones, coordinar a los proveedores, terminar de seleccionar las flores, distribuir a los invitados en las mesas ¡y muchas cosas más! Por eso organizar una boda es tan divertido, hay muchos puntos por seleccionar, elegir, coordinar, crear…así que, si estáis empezando, manos a la obra y disfrutar de todo el proceso lo máximo posible, ¡que pasa muy rápido!

¡Hasta la próxima!

Valeria Vassallo Weddings.

¡Si te gustó este artículo comparte ahora!

Utilizamos cookies para mejorar nuestro servicio y ofrecer la mejor experiencia de usuario. Más información en política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies